Seguidores

1 de diciembre de 2008

Entomología básica - Efemerópteros

EFEMERÓPTEROS



También denominados efímeras y cachipollas, estos insectos tienen la característica de tener una vida aérea o adulta muy breve, que en algunas especies apenas llega a algunas horas, emergen al caer la tarde y por la mañana han muerto.

Tienen un ciclo de vida incompleto (huevo - ninfa - adulto) que normalmente dura un año. Las efemeras, son insectos hemimetábolos, es decir, realizan varias metamorfosis a lo largo de su vida para "mudar" su exoesqueleto y poder crecer.

La penúltima transformación la realizan desde el estadío de ninfa (acuática y áptera) a subimago (terrestre y alado). La última transformación es desde subimago a imago, también terrestre y alado. A diferencia de cualquier otro insecto las efímeras son incapaces de plegar sus alas sobre el cuerpo. En algunos países se las denomina moscas de mayo, pero de ninguna manera están confinadas en exclusiva a este mes. Son voladoras mediocres y solo se las ve alejadas del agua cuando son arrastradas por el viento. Ninguna de las especies que habitan en la Península Ibérica poseen un brillante colorido, siendo los colores dominantes los pardos y los amarillos. Poseen las piezas bucales no funcionales, dos pares de alas, un abdomen con 11 segmentos y cercos. Tienen dos pares de ojos compuestos cada uno dividido en dos por un pliegue, en su extremo posterior el cuerpo lleva un par de largas colas multiarticuladas, entre las que, en algunos individuos, existe un tercer filamento semejante.

Durante el período de ninfas, viven en las anfractuosidades del fondo existiendo, según las especies, gran cantidad de adaptaciones, según el hábitat en el que viven. Las especies de aguas rápidas, poseen un cuerpo chato y un tórax desarrollado, dotado de fuertes patas aprehensoras, para sujetarse al fondo y evitar ser arrastradas por la corriente. Las adaptadas a aguas más lentas, son más estilizadas, poseen un abdomen desarrollado adaptado para la natación e incluso algunas especies se entierran y construyen pequeñas galerías en el sustrato blando del fondo. Este periodo en su vida es mucho mayor que el de adulto. Son básicamente herbívoras, se alimentan de algas y restos de vegetales aunque parece ser que algunas toman alimento animal. Casi todas las ninfas de efemópteros tienen tres colas.

El rango de tamaño de este orden, oscila entre los 8 mm. y 25 mm., alcanzando las especies mayores hasta 35 mm.. Generalmente, son de color del fondo en que habitan (marrón, oliva, negras, etc.) y se alimentan de detritos y pequeñas algas incrustadas en el fondo.

Una vez maduras, las ninfas se dejan llevar por la corriente y en superficie rasgan su exoesqueleto, apareciendo la forma alada (subimago). Tras algunas horas, se produce la última muda, en la que aparece el adulto definitivo (imago). Los subimagos se distinguen bastante bien, morfológicamente, de los imagos. En los subimagos, el color del cuerpo suele ser mas opaco y apagado con alas también opacas y con el borde lleno de pelitos. Los imagos, por el contrario, son de colores más brillantes; las alas son transparentes, sin pelitos en el borde y suelen tener mucho más desarrollados los cercos y los ojos, y los machos, las patas anteriores y parte del aparato reproductor. Estas características se aprecian a simple vista. La anatomía interna también sufre variaciones, obviamente.

Tras el apareamiento, las hembras depositan sus huevos en el agua y luego, ambos sexos extenuados, mueren.


Este es el ciclo completo de vida de un efemóptero y la comparación de los distintos estadios.

No hay comentarios: